Void

Houston, queremos un Super Bowl

por: interceptado.com 26 / febrero / 2013

Por CHRIS DUNCAN, Escritor de deportes (AP)

HOUSTON (AP) – El ex Secretario de Estado de EE.UU., James Baker, se sentó con el dueño de los Texanos de Houston, Bob McNair, en la victoria del equipo en postemporada sobre Cincinnati en enero. McNair le pidió a Baker para encabezar la candidatura de la ciudad para el Súper Tazón del 2017 y Baker aceptó con mucho gusto.

El lunes, McNair introdujo Baker como el presidente honorario del comité de la candidatura de Houston, una figura prominente que McNair dice que puede influir sobre los propietarios solo por su reputación.

Se espera que los dueños voten en mayo para las ciudades sedes que recibirán los Super Bowls en 2016 y 2017. Miami y San Francisco están compitiendo por el juego del 2016, el Super Bowl número 50, y el que quedé segundo competirá contra Houston por el juego del 2017.

”Es una de las pocas personas que podrían hacer una diferencia”, dijo McNair en una conferencia de prensa. ”En la mayoría de los casos, no haría diferencia. En su caso, él es una figura tan respetada que va a meterse en las cabezas de los propietarios”.

Baker, 82 años, se desempeñó como Secretario de Estado durante la presidencia de George H. W. Bush desde enero de 1989 hasta agosto de 1992. Anteriormente se desempeñó como Secretario de la Tesorería bajo Ronald Reagan (1985-88) y como Jefe de Personal de la Casa Blanca bajo Reagan (1981-85) y Bush.

Un nativo de Houston, Baker dice que su papel principal es el “convencer” a otros propietarios de la NFL que escojan a su ciudad natal.

“Espero que ellos piensen buenas cosas por todo lo que he hecho por este país”, dijo Baker. ”Yo espero poder sentarme y hablar con ellos y tratar de convencerlos de que Houston es sin duda el mejor lugar para albergar el Super Bowl 51. Ese es mi trabajo”.

El empresario de Houston Ric Campo será el presidente del comité. Campo, involucrado en inversiones inmobiliarias, actualmente se desempeña como presidente de Houston First, una corporación del gobierno local destinado a estimular el crecimiento económico a través de las convenciones y las artes.

El Estadio Reliant , casa de los Texans, fue el escenario del Super Bowl en 2004, con Tom Brady y Nueva Inglaterra derrotando a Carolina. McNair y Campo dijeron que la ciudad tratará de hacer un punto de venta más atractivo en esta ocasión, con un hotel de 1,000 habitaciones que se inaugurará en el centro de la ciudad en 2016 y se espera que una línea del tren ligero pase por el centro y que se inaugure para abril de 2014.

El propio estadio tendrá los marcadores más grandes que cualquier otro lugar en el mundo – 52 pies de alto por 277 pies de largo – instalados y funcionando para el inicio de la temporada 2013.

El Estadio Reliant, que tiene un techo retráctil, fue sede del Final Four de 2011 y está programado para organizar el principal evento del baloncesto universitario de nuevo en 2016. El lugar es un sitio frecuente para los partidos internacionales de fútbol y recibe anualmente el Meineke Car Care Bowl, de Texas a finales de diciembre.

”Tenemos mucho de qué estar orgullosos en Houston”, dijo Campo. ”Los activos que tenemos para competir están muy, muy bien a comparación de las otras ciudades para el Super Bowl”.

Sin embargo, un punto clave en todo el proceso es el destino del Astrodome, que se encuentra al lado del Estadio Reliant sin usarse y pudriéndose. El estadio apodado “La Octava Maravilla del Mundo”, cuando se inauguró en la década de 1960 fue condenado en julio de 2008, después de que la oficina del jefe de bomberos la citó por nueve violaciones al código.

En mayo pasado, una firma consultora presentó a los comisionados del Condado Harris con varias opciones para el futuro del Astrodome y recomendó un plan de $270 millones USD para convertirlo en un centro de usos múltiples. Los consultores también dijeron que los comisionados deben considerar un plan de $385 millones USD para hacer mejoras al Parque Reliant, incluyendo un nuevo estadio con 10,000 asientos, un espacio para exposiciones y un estacionamiento con capacidad para 2,500-3,000 automóviles. El Estadio Reliant y el Astrodome forman parte del parque, un espacio de 350 acres en una parcela sur en el centro de Houston.

Willie Loston, director ejecutivo de deportes del condado y de la corporación de convenciones, dijo el lunes que la corte del comisionado aún está considerando sobre las opciones. No está oficialmente programado para presentarse ante los comisionados hasta la próxima reunión de mejoras de capital en junio, pero a McNair le gustaría ver algo decidido mucho antes.

”Sería de gran ayuda”, dijo McNair. ”Sería hacer nuestra oferta más atractiva, no creo que haya ninguna duda sobre eso”.

Los consultores, dijeron que la demolición de la cúpula tendría un costo muy barato, alrededor de $64 millones de dólares. McNair llegó a decir que él quiere hacer eso, y dijo que lo que se decida para el futuro del Astrodome, no va a afectar las posibilidades de la ciudad para organizar el Super Bowl.

”Uno nunca sabe lo que puede ser la diferencia en la candidatura”, dijo McNair. “Deberíamos hacer todo lo posible para hacer nuestra candidatura lo más atractiva posible, y eso incluye hacer el Parque Reliant en lo más atractivo posible”.

NFL en México. Las mejores noticias de la NFL en español. Resultados y estadísticas de la NFL para ti.

https://interceptado.com/nfl-mexico/houston-queremos-un-super-bowl/