MANTISERS

La magia de no ser seleccionado

por: interceptado.com 23 / abril / 2013

Por ARNIE STAPLETON, Escritor de fútbol americano (AP)

 

 

 

Para los prospectos de la NFL que se encuentran en la burbuja, a menudo es mejor que no sean seleccionados a que sean tomados en las últimas rondas.

Una vez que los Colts de Indianápolis seleccionen al »Sr. Irrelevante», un título otorgado al último jugador elegido en el draft de siete rondas, los equipos harán una carrera loca el sábado por la tarde para firmar a agentes libres universitarios que se encontraban en sus tableros de reclutamiento, pero que por una razón u otra no fueron escogidos.

Las personas con múltiples pretendientes llegan a salvar sus maltratados egos al meterse a los planteles y escogen a un equipo que les da la mejor oportunidad de entrar en el roster final.

Todos los años, algunos de estos jugadores demuestran que a pesar de su dinero y poder, el draft es una ciencia inexacta.

»Hay pros y contras con cada uno de ellos», dijo el safety de Colorado Ray Polk. »Si te seleccionaron, puedes presumir que fuiste seleccionado. Y estoy seguro de que hay un poco más de dinero. Pero si eres agente libre, puedes elegir un ajuste distinto o distintos lugares donde puedes jugar».

Polk está tratando tanto de evitar como seguir los pasos de su padre, Raymond Polk, un esquinero de Oklahoma State que fue seleccionado en la ronda 12 por los Raiders en 1985 sólo para sufrir una rotura fibrilar en la pretemporada después de ser canjeado a Tampa Bay, poniendo fin a su carrera en la NFL antes de que comenzara.

»Sería genial ser capaz de decidir mi situación», dijo Polk, »pero yo sólo quiero una oportunidad».

Los jugadores que no son reclutados tienen que demostrar más que las altas selecciones que llegan a ponerse una nueva gorra y estrechan la mano del comisionado mientras posan con una playera en Radio City Music Hall.

Pero para todos los fracasos de primera ronda como Ryan Leaf, Tony Mandarich o JaMarcus Russell, están los fracasos de bronce en Canton, Ohio, hombres como Dick “Night Train» Lane, John Randle y Warren Moon, tres de los 14 miembros del Salón de la Fama que no fueron tomados en el draft.

Willie Wood fue otro.

El safety de USC fue echado a un lado en el draft de 1960 por su bajo peso de 71.5 kg, y venía de una lesión en la clavícula que le había molestado durante dos años. Se embarcó en una campaña enviando cartas pidiéndoles a los equipos que le dieran una oportunidad. Sólo los Packers le respondieron, y él les devolvió el favor, ayudando a Green Bay a ganar cinco campeonatos de la NFL y los primeros dos Super Bowls, mientras se convertía en uno de los más grandes defensivos en la historia de la liga.

Los Colts han tenido por lo menos un agente libre no seleccionado que se queda en su roster para la Semana 1 en cada uno de los últimos 14 años. Kansas City tiene una racha de 10 años y Denver nueve.

»En cuanto a llegar a un equipo, tal vez es mejor no (ser seleccionado)», reconoció el nuevo entrenador de los Chiefs Andy Reid. »Si nos fijamos en las estadísticas, hay una gran cantidad de agentes libres no reclutados jugando en la NFL en este momento, y eso es sólo por el gran número de jugadores que hay. Tienes una gran cantidad de jugadores en una piscina. Pero también puedes elegir a donde ir, donde tienes la oportunidad de entrar al equipo”.

Por supuesto, los equipos pueden mantener a esos jugadores alejados de la piscina si los escogen desde el principio.

»Te sientes bastante seguro tras escogerlo porque ahora sabes que lo tienes», dijo Reid. »No tienes que pasar por todas esas negociaciones que se llevan a cabo después del draft, que es un circo. Así que hay seguridad allí. Si realmente tienes a alguien que a tus cazatalentos les gusta en la séptima ronda, hay que agarrarlo».

Sin embargo, la lista de cada equipo, es más grande que su lista en el draft.

»He oído que es casi mejor no ser elegido que ser una selección en una de las rondas tardías porque eres más o menos lo mismo, todavía estás en la burbuja si vas a entrar a un equipo o no y tienes un poco más de opciones que un agente libre, por lo que no debe ser visto como una cosa tan terrible», dijo el compañero de Polk, el linebacker Jon Major.

Una vez que los equipos se reúnen para mini campos de entrenamiento, entrenamientos de temporada baja y el campo de entrenamiento – en realidad una larga prueba – el estado en el draft importa tan poco como los números en la espalda.

»Siempre lo he dicho cuando era entrenador de posición o un coordinador, ‘Oye, esa etiqueta que puede estar contigo ya no está. Estamos todos en la competencia en este momento y los mejores jugadores van a jugar»’, dijo el entrenador de los Bills de Buffalo Doug Marrone. »Para mí, como entrenador, siempre he encontrado que, así como nuestro departamento de reclutamiento, es un gran desafío. Apoyando al débil. Apoyando a alguien que podría haber pasado por alto”.

»Creo que es mucho más difícil hoy en día con toda la película que está ahí fuera y todas las cosas que tenemos para seguir adelante y poder encontrar ese diamante en bruto», dijo Marrone. »Hay que buscar los intangibles o los puntos fuertes de los jugadores que podrían no haber sido desarrollados todavía. Y realmente creo que cuando llegas a ese tipo de jugadores que pueden jugar un papel específico y entrar a tu equipo de fútbol americano, ​​tienes a un mejor equipo de fútbol americano».

No ser seleccionado a menudo motiva a un jugador a lo largo de su carrera.

El ex receptor de los Broncos Rod Smith dijo que no respiraba tranquilo hasta que una lesión en la cadera lo envió al retiro en el 2007 como un jugador de Pro Bowl en tres ocasiones y dos veces campeón del Super Bowl.

»Iba a mi casillero a escondidas», dijo Smith, cuyas 849 recepciones para 11,389 yardas son la mayor cantidad entre los jugadores no reclutados en historia de la liga. »Durante 14 años, me gustaba meterme a escondidas en mi casillero, y algunos días eran un poco más tranquilos que otros días, pero iría a mi casillero a escondidas y sólo rezar para que mi nombre siguiera allí y decir, ‘OK, tengo un día más. … Tengo la oportunidad de ponerme estos tacos un día más.»’

Smith, cuyos registros están siendo desafiados por Wes Welker, el nuevo receptor de ranura de Denver que no fue seleccionado en el draft proveniente de Texas Tech, dijo que no ser escogido en el draft es algo que nunca se le va a olvidar.

»Yo tengo rencor desde hace mucho tiempo», dijo Smith. »Algunas personas no fueron tan inteligentes, ya que miden todas estas cosas y ellos no midieron el corazón de una persona. Ellos no tienen una máquina para eso».

Champ Bailey dijo que se puede detectar a un jugador no seleccionado en el draft por la espinita que tiene clavada.

»Estoy seguro que la mayoría de esos tipos probablemente eran el mejor jugador en su equipo en la universidad», dijo Bailey. »Eso te tiene que irritar un poquito, y te incita a que salgas, cumplas y demuestres lo que vales».

Tres compañeros de Bailey en la secundaria entran en la categoría de no reclutados: Mike Adams, Chris Harris y Tony Carter, junto con el apoyador Wesley Woodyard.

»El día del draft nunca vendrá de nuevo», dijo Carter. »Me siento como si tuve mala suerte. Cada equipo me saltó en el draft, así que lo tomo como algo personal. Contra todos los equipos que juego trato de que tengan que decir después del partido: ‘¿Por qué no lo reclutamos?»’

Es algo que han encontrado como una manera para sentirrse orgullosos.

»Nosotros decimos que estamos en nuestra propia fraternidad», dijo Woodyard.  “Siempre es bueno darle la bienvenida a algunos nuevos miembros».

NFL en México. Las mejores noticias de la NFL en español. Resultados y estadísticas de la NFL para ti.

https://interceptado.com/nfl-mexico/la-magia-de-no-ser-seleccionado/